Los pobres aumentan

Aunque las naciones más poderosas aseguran que se está combatiendo el hambre y que la pobreza está siendo descartada, todavía hay crudas realidades de la desigualdad mundial que reflejan una terrible inhumanidad.

El tercer mundo tiene el 75% de la población mundial y produce e180% de las materias primas, pero solo percibe el 6.5% de la renta y consume únicamente el 7% de los bienes en circulación. Más de 1,000 millones de personas sobreviven en condiciones de pobreza absoluta. Entre 13 y18 millones de personas mueren cada año por enfermedades derivas as de la pobreza extrema en la que malviven.

Se calcula que 1,300 millones de personas viven, en estos tiempos de euforia tecnológica y desenfrenado consumismo, con menos de un dólar por día. El Banco Mundial calcula que si la economía se sigue desenvolviendo como en estos últimos años tendremos a nivel mundial 200 millones más de pobres.

Se pueden enumerar muchos más datos que reflejan esta desigualdad mundial y que debería llamarnos a la reflexión, a la compasión y al actuar inmediato de todas las personas que tengamos algo de sensibilidad social.

¿Por qué los Gobiernos gastan tanto en armas, aviones e instrumentos de aniquilación? ¿Por qué los países ricos siguen siendo más ricos y los pobres más pobres? ¿Por qué hay tanta corrupción y deshonestidad en los puestos públicos enriqueciendo a unas pocas personas cuando se podría mejorar el nivel de vida de los marginados? ¿Por qué es más importante el tener que el ser?

Estoy segura de que todos anhelamos un mundo mejor, más justo, más ordenado, más desarrollado y más pacífico, especialmente para las generaciones futuras, nuestros hijos y nuestros nietos. Podemos lograrlo con la colaboración de todos unidos con un mismo ideal y una sola meta, con una sola voluntad. Imagen: Internet.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *